VIGO

Trabajadores y pacientes sufren el gran atasco cada mañana para llegar al HAC

La fila única para el control de entrada de los empleados y un acceso escaso provoca el colapso entre 7.30 y 8

Las largas colas se repiten cada mañana entre las 7.30 y las 8 ante el difícil y escaso acceso al Hospital Álvaro Cunqueiro.
Las largas colas se repiten cada mañana entre las 7.30 y las 8 ante el difícil y escaso acceso al Hospital Álvaro Cunqueiro.
Trabajadores y pacientes sufren el gran atasco cada mañana para llegar al HAC

nnn  Acceder al Hospital Álvaro Cunqueiro se convierte cada mañana en una aventura para sortear el colapso de tráfico que se produce con el cambio de turno. Entre 7.30 y 8 se produce un gran embotellamiento que sufren trabajadores y pacientes que quieren acceder al centro hospitalario.
Ahora que se ha solventado el problema de aparcamientos irregulares, el acceso se hace complicado especialmente en el cambio de turno porque los trabajadores tienen que acceder mediante un control en el aparcamiento de empleados que les hace pasar uno a uno para ocupar las 700 plazas que tienen asignadas.
El caso es que hay una planta del aparcamiento, la inferior, que está cerrada y solo se abre en momentos puntuales.
De esta forma el colapso también se transmite al interior del hospital porque el cambio de turno se retrasa, ya que el trabajador que está del turno de noche tiene que esperar a que llegue el del turno de mañana.
En el hospital trabajan por turnos 4.400 profesionales, de los que cerca de 600 son de la concesionaria. A los trabajadores se suman las personas que acuden a sus citas o a las plantas de hospitalización, con un resultado de unas 10.000 personas diarias entrando y saliendo del centro sanitario. Si esto ya representa una situación difícil de gestionar para el tráfico, la situación empeora por la propia estructura del Cunqueiro, que cuenta con un carril único en su acceso principal. Este vial es el que se usa para acceder a una de las entradas del parking de los usuarios (3.000 plazas) y un poco más arriba el parking de personal (723 plazas) que es gratuito pero que obliga a mostrar una tarjeta a cada trabajador para que se levante la barrera. Así que el resultado son largas colas en esas horas punta, que provocan retrasos de media hora en los horarios de los trabajadores.
Entre las alternativas que está promoviendo la dirección del hospital está animar a más usuarios que usen el vial VG-20 y entren a continuación por el acceso de urgencias. Pero también estudian un cambio en la señalización de los viales que podría traducirse en la creación de un segundo carril de acceso que da a la entrada principal. n