JUSTICIA PARA TODOS RECOGE MÁS DE 14.000 FIRMAS QUE ENTREGARÁN EL SÁBADO A GALLARDÓN

Una tasa de 1.000 euros impide a un vigués reclamar sus derechos

La nueva Ley de Tasas que lleva en funcionamiento poco más de un mes ya se ha cobrado sus primeras 'víctimas' en Vigo, ciudadanos que han tenido que renunciar a interponer recursos judiciales ante la imposibilidad de hacer frente al coste de dicha tasa. El presidente de Avogados Novos de Vigo, Fabián Valero, así lo constataba ayer en una rueda de prensa ofrecida por la plataforma Justicia para Todos, al asegurar que dos de sus clientes han desistido del recurso 'uno porque no podía y el otro porque no le compensaba'.
Son las primeras consecuencias del 'tasazo' que dejan a un afectado por una irregularidad administrativa sin poder reclamar lo que le correspondería por sentencia por no poder abonar unos 1.000 euros de tasa y después de 'haber pasado un auténtico calvario judicial durante varios años', explicaba Valero.

Justicia para Todos ha conseguido reunir más de 14.000 firmas en contra del 'tasazo', que el próximo sábado sumará a las 500.000 de todo el país para entregárselas al ministro de Justicia, Alberto Ruíz-Gallardón, tras una manifestación en Madrid. Éste no será 'el final de la confrontación', advirtió Pablo Valeiras, portavoz de la plataforma en Vigo, quien añadió que en el futuro 'habrá más medidas de presión' contra las tasas y valoró que tribunales vascos y catalanes y juzgados andaluces aguarden al pronunciamiento del Constitucional para proceder a su cobro.

Valeiras explicó que el propósito de la recogida de firmas es 'demostrar también que la sociedad no está aletargada'.