VIGO

El sector inmobiliario acelera en Vigo promociones para 2.400 nuevos pisos

Nuevas operaciones recuperan proyectos que quedaron paralizados en Beiramar, Rosalía o Barrio do Cura

El Palacio de Marqués de Valladares, que se convertirá en un centro social.
El Palacio de Marqués de Valladares, que se convertirá en un centro social.
El sector inmobiliario acelera en Vigo promociones para 2.400 nuevos pisos

nnn El sector inmobiliario parece haberse lanzado en la búsqueda de desarrollar todas las propuestas paralizadas cuando la crisis del "ladrillo". Pese a la caída del Plan General, hay ya propuestas firmes de iniciativa pública y privada que suman alrededor de 2.400 viviendas en distintas actuaciones que están ahora en marcha o avanzan.
-Navia. La más importante es la segunda fase del polígono, con casi 1.600 viviendas de protección, que  lanza la Xunta de Galicia y que ya cuenta con plan parcial aprobado inicialmente. El documento está en fase de información pública previa a su ratificación. La asociación vecinal Vigo Novo ya anunció varias: reducir el número de alturas, cubrir la VG-20 para acabar con el ruido y renunciar a crear más plazas de aparcamiento son algunas de ellas. Tras la aprobación del pleno se iniciará la urbanización de la segunda fase, de 260.000 metros, con un coste total de 50 millones a cargo de la Xunta y tres años de desarrollo. Otros 200 millones se invertirán en los edificios de promoción privada.
-Barrio do Cura. La promotora Gestilar está en negociaciones con Karpin y Asociados para comprar la totalidad del conjunto, donde se prevén construir 300 viviendas. El acuerdo ya sólo depende de que se reduzca la vivienda protegida del 40 al 20 por ciento. El Concello está dispuesto a realizar una modificación puntual del Plan General de 1993 para poner en marcha el ámbito. Gestilar dispone de 400 millones de la banca Morgan.
-Beiramar. La empresa Inveravante, del grupo del coruñés Manuel Jove, acaba de comprar a Bouza Alta SL la nave de Cordelerías Mar con la idea de poner en marcha el proyecto residencial, el primero para Beiramar. Se prevén unas 180 viviendas. En este caso, los promotores hicieron una consulta a Urbanismo que sería positiva sobre utilizar las normas provisionales de urbanismo de la Xunta.
- Marqúes de Valladares. También por el grupo Jove, aunque a través de un acuerdo con la promotora Anida Operaciones Singulares SA. Ultima el proyecto básico para conseguir licencia para obra nueva y rehabilitación de edificio para viviendas, locales  y garajes en los números 39, 41 y 43, con la edificación de dos inmuebles y la reforma de otro, el Ribas. El proyecto lo firman los arquitectos Guadalupe Piñera Manso y Jesus Irisarri Castro. Habrá un museo romano en el patio interior, donde se halló una posible factoría de salazón para garum. Son medio centenar de viviendas.
-Entorno de Povisa. Puesto en marcha por la promotora Vialmar se quedó a medio construir durante años hasta que otra empresa, Alexia, retomó la actuación. Los trabajos se prolongarán durante 20 meses, de cara a la finalización de la manzana a principios de 2020 con una inversión de 15 millones. Un total de 150 interesados se anotaron a la lista de espera de unas de las 88 viviendas.
-Rosalía de Castro. La Sareb, el "banco malo", ha puesto en marcha la obra tras numerosos parones, dudas y problemas. Es el primer bloque de viviendas de Rosalía-2. Serán 36 pisos en 9 plantas e inversión de 3,5 millones. 
-Casco Vello. El Palacio del Marqués de Valladares es la actuación más relevante, aunque no residencial con unos siete millones para convertir el mayor edificio del Casco Vello en un complejo de ocio y social. Fuentes de la promotora se limitaron a asegurar que el proyecto "sigue adelante". n