VIGO

Reaparece la antigua fachada con la demolición en el Xeral

En dos meses de derribo se comprobó el estado de los cimientos y el plan va en plazo

El edificio en curva ante el Xeral: comenzó su derribo.
El edificio en curva ante el Xeral: comenzó su derribo.
Reaparece la antigua fachada con la demolición en el Xeral

nnn La fase de demolición interior de la torre del Xeral y de los edificios del entorno ya iniciada ha comenzado a dar alguna sorpresa. La primera, la aparición de las “tripas” del edificio, o más bien lo que fue la fachada histórica de la Residencia Almirante Vierna, nombre con el que Franco inauguró el hospital hoy cerrado hace más de 60 años. Durante años, el edificio contaba con una enorme escalinata coronada con una entrada de estilo modernista, que luego las sucesivas ampliaciones realizadas ya en el Xeral taparon hasta quedar olvidadas. Las obras en marcha han podido dar con lo que queda de las columnas, construidas en granito del país, que serán aprovechadas como ornamento para otra parte del nuevo edificio de la Ciudad de Justicia.
El vicepresidente y conselleiro de Xustiza, Alfonso Rueda, pudo verlo durante una visita a los trabajos para constatar que avanzan según plazo y en diciembre habrá finalizado esta fase. Luego, dos años más para adecuar el Xeral a la Ciudad de la Justicia.
Los técnicos de las empresas XAC y Oreco, que realizan el derribo, explicaron que se están haciendo los estudios estructurales necesarios. En paralelo se toman datos a través de sondeos de la cimentación y del terreno sobre el que se asienta la torre, para tenerlos en consideración a la hora de ejecutar la obra. De momento, los datos obtenidos son "favorables", aunque están pendientes de analizar por parte de los ingenieros. La principal preocupación pasa por comprobar que las zapatas permitan las cotas finales del edificio,  la gran plaza y el aparcamiento. 
En estos dos meses se ha llevado a cabo la labor "más tediosa", la "desconexión" de las acometidas que pasaban por la parcela excepto agua. Asimismo, los técnicos destacaron la inmediata demolición del cuerpo curvo que rodea la torre del antiguo hospital y que "la obra cogerá más ritmo", de modo que los trabajos podrá estar acabados a final de año. A ello se suman las demoliciones interiores en la torre.
Rueda, por su parte, destacó el  cumplimiento de los plazos: el proyecto del arquitecto Alfonso Penela será entregado en octubre, incluyendo la incorporación de las mejoras propuestas por la comisión de seguimiento -profesionales y políticos- con el añadido de 7.000 metros más de superficie. La licitación de obra se hará inmediatamente, de modo que la adjudicación pueda tener luz verde a finales de diciembre. La previsión es que las obras de adaptación para Ciudad de la Justicia se inicien a principios de 2018 y estén rematadas al cabo de dos años. n