VIGO

La Policía busca qué originó el fuego donde murió una mujer

El Juzgado no descarta nada hasta  tener los informes de la investigación  y la autopsia 

Estado en el que quedó la cocina de la vivienda en la que se declaró el lunes el incendio.
Estado en el que quedó la cocina de la vivienda en la que se declaró el lunes el incendio.
La Policía busca qué originó el fuego donde murió una mujer

 La Policía Científica tomó ayer pruebas en el piso en el que el pasado lunes murió una mujer de  67 años en el transcurso de un incendio cuyas causas se están investigando. El Juzgado número 7 de Vigo, en funciones de guardia en el momento de los hechos, está pendiente de este informe policial así como del de Forensía. Una vez en posesión de estos informes, la juez decidirá  si abre o no diligencias. Sólo se tomará dicha vía en el caso de que los informes realizados encuentren que ha ocurrido algo "extraño y que no fue un accidente". En todo caso, los resultados preliminares de las investigaciones en manos del juez indican que la causa de la muerte de la mujer fue por asfixia, no habíéndose hallado nada más en el cuerpo, que presentaba importantes quemaduras en las extremidades. También el juzgado de Instrucción confirmó que el fuego se originó en el salón de la vivienda, como había informado este diario, y no en la cocina, lo que se considera como mínimo extraño.
Por su parte, el concejal de Seguridad Carlos Font destacó la labor de los bomberos, indicando que se movilizaron un total de 14 efectivos y dos vehículos de primera intervención, a los que se sumaron dos coches-escalera, una de ellas de 37 metros de altura y otra de 55 y un brazo articulado para acceder a los pisos más altos del edificio. La Policía Local desplazó a la avenida del Aeropuerto 14 agentes. 
Desde el Partido Popular se cuestionó ayer la actuación llevada a cabo en este incendio, al que según aseguró Félix Landesa, representante del SICO,  acudió el brazo articulado del parque de Balaídos y no el de Teis, que queda mucho más próximo. Además,  mostraron su preocupación por la gestión de operativos como este, indicando en este sentido que un decreto municipal impide a los veteranos con más de 59 años ocupar puestos de mando "por lo que sin veteranía y experiencia el resultado puede no ser 100% como debería". 
La extinción del incendio se llevó a cabo atacando desde dos puntos, uno la entrada principal de la vivienda y desde la escalera de 37 metros situada en el exterior. 
Font mantuvo que aunque hubo algunos vecinos que se quedaron en un andamio instalado en la fachada, no llegaron a bajar por éste, sino que "fueron recuperadas por los bomberos y toda la evacuación fue por las escaleras". En este marco, ha recalcado que "no hubo riesgo en ningún momento para las personas" rescatadas. En cuanto a los medios desplazados hasta el lugar, ha indicado que fueron movilizados por parte de Bomberos 14 efectivos, dos vehículos de primera intervención, dos coches-escalera (una de 37 metros y otra de 55) y un brazo articulado para acceder a los pisos más altos, y por parte de Policía Local 14 agentes que además de intervenir y ayudar en el desalojo de los dos edificios, cortaron la calle para facilitar la extinción y la salida de los vecinos. 

"Tenía la casa muy limpia, no sufría ningún problema"

 Allegados de los familiares de la mujer de 67 años de edad fallecida en  el incendio que se produjo en la séptima planta del edificio   de la Avenida del Aeropuerto, negaron ayer  que la fallecida tuviese síndrome de Diógenes y desmienten las declaraciones realizadas por varios vecinos a la Policía Nacional en las que aseguraban que tenía ese trastorno del comportamiento.
“La familia está muy preocupada y disgustada con este asunto ya que no tenía síndrome de Diógenes. Tenía la casa muy limpia y son calumnias de los vecinos”, aseguró una allegada a la familia.
Al parecer, algunas personas del inmueble habrían comentado a los agentes que la mujer podría acumular cosas en la vivienda. Este tipo de situaciones, que en casos extremos son diagnosticados como una patología, habría disparado todas las alarmas entre los servicios de emergencia y policiales desplazados al lugar ante el grave riesgo que supondría una casa con una gran carga de fuego.