VIGO

La ortografía, el ‘hueso’ en la primera prueba a guardia civil

Vigo examinó ayer a  745 aspirantes sobre materias técnicas, inglés o violencia de género

Los candidatos, ayer, durante la prueba.
Los candidatos, ayer, durante la prueba.
La ortografía, el ‘hueso’ en la primera prueba a guardia civil

De los 874 candidatos inscritos en Vigo en el día de ayer para realizar los exámenes para guardias y cabos de la Guardia Civil, se presentaron 745. Fueron la primera tanda de los 1.700 que harán las pruebas escritas en el campus universitario y de forma simultánea con el resto de aspirantes repartidos en la docena de sedes por todo el territorio nacional.
Según explicó ayer el alferez Baciero, los exámenes escritos constan de varios test, ortografía, conocimientos, inglés y actitudes intelectuales.  “Se trata de evaluar   sus competencias sobre los asuntos generales que conforman la base de un guardia civil sobre la que comenzar a edificar su futura trayectoria”, explicó el alferez y miembro del tribunal.
Así, los exámenes incluyen preguntas de materias técnico-científicas, jurídicas, derechos humanos o violencia de género, mediante test cuya puntuación máxima final se sitúa en 145 puntos. Será la primera criba para poder optar a la segunda fase, la física.
Finalizado el primer tramo del examen, los comentarios generales hablaban del test de ortografía como uno de los más “duros”, con palabras que según comentaban eran muy complicadas.
Muchos de los aspirantes repiten por segundo año consecutivo después de una primera prueba fallida y un curso entero de preparación.    Y, aunque la edad es de los 18 a los 40, el mayor número se sitúa entre los 25 y 35 años. Otro dato, hay un porcentaje muy elevado de licenciados o con estudios superiores e incluso doctorados. El miembro del tribunal asegura que “el número de plazas es la mayor en años, 2.030, y sin embargo  el de candidatos es inferior”.
La próxima cita para los que superen la criba, en septiembre.