VIGO

El Náutico ultima la renovación de la dársena central

El club contempla el auge del mercado de catamaranes. A los cuatro que utilizan la marina como base se han unido tres más

La directiva de Rafael Tapias está satisfecha con el crecimiento de la marina.
La directiva de Rafael Tapias está satisfecha con el crecimiento de la marina.
El Náutico ultima la renovación de la dársena central

nnn El Real Club Náutico de Vigo ha iniciado el procedimiento para concluir la reforma de la dársena central con las últimas 16 plazas que faltan por modernizar entre el edificio de vela y la sede social. Pegado ese embarcadero al espigón donde se ubica la gasolinera, el presidente de la sociedad, Rafael Tapias, ha dado orden de presupuestar el coste de las obras y abrir el plazo necesario para estudiar las propuestas que lleguen al club de empresas instaladoras.
Los nuevos pantalanes flotantes darán por finalizada la segunda fase de modernización de su puerto deportivo, iniciada en 2011 con la renovación en aquel año de la dársena de A Laxe.
En el proyecto para estos nuevos amarres, cuyas obras durarán unas tres semanas y estarán finiquitadas en este mismo año, se contemplan doce plazas para barcos de 12 metros de eslora, dos para embarcaciones de 14 metros y dos para catamaranes.
La sociedad viguesa está trabajando su posicionamiento ante la llegada de un tipo de embarcación en auge. “Sabemos que se está moviendo el mercado de los catamaranes y queremos estar preparados para el futuro”, señalan desde el Náutico.
Actualmente, la marina con mejor emplazamiento de la ría, por su situación estratégica en el corazón de Vigo, ya es puerto base de cuatro catamaranes, pero negocia la llegada de varios más. Esta semana, y cuando este mes se cierre la temporada oficial de tránsitos, han amarrado en la Dársena Central tres “catas”, el “Jambo” ceutí (19 metros), el “Amares” grancanario (12 metros) y el “Rose des Vents” francés (13 metros).
“Tenemos un acuerdo con la marca Lagoon, puntera en el sector, para que sus catamaranes amarren en nuestro puerto deportivo”, anuncia el Náutico. La junta directiva que preside Tapias se encuentra satisfecha por el paulatino crecimiento de los números de la marina, que le permiten continuamente mejorar instalaciones y servicios cuando se cumplen treinta años de la gran ampliación del puerto deportivo (1987).
El “Jambo”, con 19 metros, se ha convertido en el catamarán más grande que ha visitado el Náutico en 2017, aunque el velero “Atalante I” (Malta), de 27,5 metros, sigue siendo el de mayor eslora de este año. n