OPERACIÓN PATOS

La mujer de 'Rodman' ofreció al PSOE el voto de 'sus' peruanos

La Policía detectó una propuesta electoral y más tarde una petición de ayuda a la Xunta

Manuel Rodríguez (Grupo Rodman) con su mujer, la cónsul, en una fiesta peruana en Vigo.
Manuel Rodríguez (Grupo Rodman) con su mujer, la cónsul, en una fiesta peruana en Vigo.
La mujer de 'Rodman' ofreció al PSOE el voto de 'sus' peruanos

El sumario de la Operación Patos incluye entre otras conversaciones intervenidas por la unidad de delincuencia económica y fiscal (UDEF) de la Policía Nacional una que parece más llamativa desde el punto de vista electoral que jurídico y que tuvo cierta continuidad años después en otro campo. Se trata de un correo que remitió la exministra Elena Espinosa en marzo de 2011, poco antes de las municipales de ese año, al concejal socialista David Regades, ahora imputado por el caso. En el mismo señala la disposición de Rosa Montenegro, la mujer de Manuel Rodríguez, el presidente del Grupo Rodman, para manejar el voto de la colonia peruana en Vigo –ella era y es la cónsul del país andino- a favor del PSOE.
Explica Espinosa en un correo electrónico remitido a Regades que “como seguramente sabes, la mujer de Manuel Rodríguez (rodman) es la cónsul del Perú. Echa pestes contra el PP”, dice de forma textual la exministra de Agricultura y Medio Ambiente, añadiendo las descalificaciones de la esposa del titular de Rodman contra Corina Porro y contra Feijóo que “es un maleducado, en una reunión con él, y mientras yo hablaba, estaba atándose los zapatos” en tanto que “el alcalde -Abel Caballero- y el BNG se han portado muy bien”. Ambos grupos gobernaban juntos en el primer mandato, desde 2007.
Añade en el mismo cable Espinosa que la mujer de Manuel Rodríguez le ofreció apoyo electoral con una frase contundente: “Yo puedo conseguirle los votos a Abel de los peruanos, son unos 400”. Y añade por su cuenta la exministra que pensaba en una reunión/acto con ellos, indicando Elena Espinosa a David Regades que le remitía dicha información "porque tengo miedo a olvidarme".
Lo realmente curioso es que en el sumario de la Operación Patos también aparece el Grupo Rodman por otro asunto y en dirección política contraria. En este caso una mediación que hizo la delegada de la Xunta en Vigo, María José Bravo, ante el presidente Alberto Núñez Feijóo.  
Según la Policía, Bravo Bosch le dijo a Feijóo que tras mantener un encuentro con Rodman conoció que la empresa estaba en situación desesperada y necesitaba conseguir un crédito bancario para poder seguir adelante con el astillero Metalships. Bravo también fue imputada por la jueza.