ORGANIZADOS POR EL CONCELLO

Mar y tierra, ingredientes del verano

Centenares de niños vigueses disfrutan estos días de los 14 campamentos de verano organizados por el Concello este año para niños de 8 a 17 años. Actividades relacionadas con el mar, el deporte, la ecología, el arte o los animales fomentan la creatividad, diversión y compañerismo de los participantes. 

En la foto, un grupo de niños del campamento de actividades del mar que se desarrolla en la ETEA, en Teis.
En la foto, un grupo de niños del campamento de actividades del mar que se desarrolla en la ETEA, en Teis.
Mar y tierra, ingredientes del verano

 El Concello de Vigo ofrece este verano un total de 14 campamentos en la zona de Vigo bajo el nombre "Verán xove". Estos cursos están organizados por el Concello y como el alcalde Abel Caballero afirma "son muy asequibles y todas las familias pueden acceder a las actividades gracias a las ayudas por parte del Concello que alcanza una subvención media del 65 por ciento del coste". 
En el caso de los cursos realizados en la ETEA, los campamentos  ofertan un máximo de 80 plazas. Estos duran dos semanas y el precio ronda los 45 euros por niño, sin posibilidad de que los pequeños puedan repetir debido en parte a la gran demanda que tienen.
Los menores están supervisados por 10 monitores, todos ellos titulados en educación infantil, náutica y tiempo libre, por lo que tienen un conocimiento pleno sobre las actividades que gustan a los más pequeños. Una de las monitoras, Cristina Cabaleiro, profesora y animadora durante el verano, afirma que durante los 6 años que lleva en dichos campamentos los niños siempre terminan contentos con las actividades y los monitores. 
A las 7,45 de la mañana, el campamento de la ETEA abre sus puertas. Realizan actividades en tierra como búsquedas del tesoro, creación de camisetas, juegos populares o guerras de agua entre muchas otras hasta la media mañana, momento en el que comienzan a prepararse para las actividades de náutica que para muchos son nuevas y consideradas como "un bautismo"para los niños. 
En el mar, los monitores dividen a los niños en cuatro grupos, según las edades de éstos. En todo momento se garantiza la seguridad y como Cabaleiro asegura, los niños conocen los peligros de las actividades en el mar, por lo que su atención a los monitores es mayor. Acciones como kayak o vela son las que más gustan a los pequeños y las que más los entretienen, sin embargo, Cristina Cabaleiro también destaca las actividades de tierra. En estas se pretende mostrar la importancia del deporte y de la creatividad, con juegos que varían cada semana y todos los años que se celebran estos campamentos.
Como Cristina asegura se pretende mejorar cada vez más los campamentos e introducir novedades que atraigan y diviertan a los niños. Además los cursos son considerados por Cabaleiro como diferentes y originales, algo fuera de lo convencional tanto por las actividades realizadas como por la forma de llevarlas a cabo. Asimismo es uno de los pocos campamentos de verano que permiten la participación a niños de 17 años, que normalmente se quedan fuera de las convocatorias. 
Finalmente, Cabaleiro anima a los niños a apuntarse a estos campamentos veraniegos.
El conjunto de campamentos que ofrece el Concello son muy variados, incluyendo entre ellos cursos relacionados con el mar como el de la ETEA, Bouzas o Samil y  otros vinculados con la ecología, el arte y el deporte. El aprendizaje, la conciliación de la vida familiar y el mundo de los animales  también tienen cabida en estos campamentos con los cursos "Verán en Inglés", las "Acampadas Familiares" y los cursos en Vigozoo.