VIGO

La huelga 'atasca' al Puerto, sin suficientes estibadores

Actividad compleja en toda la terminal con paros cada hora y refuerzo de 57 operarios

La actividad en la terminal de Bouzas pese a la huelga.
La actividad en la terminal de Bouzas pese a la huelga.
La huelga 'atasca' al Puerto, sin suficientes estibadores

 La huelga de la estiba ha entrado en una especie de "bucle" en el que se repiten escenas -como ayer, de nuevo los estibadores parando cada hora en los muelles- y deja como resultado una acumulación de trabajo en los muelles de Bouzas, Areal y Guixar que ha obligado a las navieras a cambiar las escalas, alargar los atraques o esperar con barcos fondeados en Cíes o amarrados en la terminal. Todo ello ocurrió y también que los  91 estibadores que se presentaron al trabajo no fueron suficientes para asumir la carga y descarga de tres transbordadores de vehículos en Bouzas, un portacontenedores en Guixar y un mercante en Areal con aluminio, además de otro buque que operó desde el muelle de reparaciones. Las empresas contrataron otros 57 trabajadores libres, que no obstante mantuvieron la huelga como el resto de miembros de  la plantilla de la Sagep, la Sociedad de Estiba del Puerto. En paralelo, ayer llegaban dos cruceros, el "Independence of the Seas" y el "Braemar", con 4.500 pasajeros a bordo.
Sobre la jornada, en esta ocasión fue la ingeniera directora del Puerto, Beatriz Colunga, quien detalló que los rendimientos de los estibadores durante

las horas pares fueron "normales", mientras que en las impares permanecen "en pie de muelle", sin que haya habido incidencias. No obstante, reconoció que el trabajo obliga a realizar ajustes para que la terminal siga funcionando aunque con más dificultades. Colunga destacó que los retrasos se van acumulando conforme se van celebrando jornadas de huelga.


Para hoy, ya sin paros, hay prevista otra jornada "muy completa", con dos escalas en Bouzas y otras tantas en Guixar, aunque el calendario puede variar según las navieras. La directora del Puerto advirtió de que si no hay acuerdo  hay convocadas más jornadas de huelga hasta el próximo 9 de julio. 


Por su parte, el presidente del Puerto, Enrique López Veiga, se encuentra en Reino Unido manteniendo reuniones con las navieras de cara a captar cruceros para 2018 y los siguientes ejercicios. Según indicó, los primeros contactos son positivos, pero"sin compromisos ni  promesas concretas".