VIGO

Los faros se asoman al Museo del Mar de Galicia

Abre hoy una exposición temporal en Alcabre sobre las señales luminosas y los accidentes marítimos en Galicia

Uno de los primeros buzos autónomos, usados en Rande en los 50.
Uno de los primeros buzos autónomos, usados en Rande en los 50.
Los faros se asoman al Museo del Mar de Galicia

El Museo del Mar abre hoy, y sin inauguraciones por el período electoral, una exposición temporal que ocupa parte del bajo y un ala de la primera planta donde se da un repaso a los accidentes marítimos en Galicia y sobre todo a los faros. Una muestra sencilla, con piezas que en el 90 por ciento fueron cedidas por Puertos del Estado, según explicaba ayer la directora, Marta Lucio, que ha trabajado en la puesta en marcha de dicha muestra. A la entrada, una monumental baliza-faro de las que se instalan en la Ría, y en el interior distintas luminarias, y varios paneles explicando la historia de las instalaciones marinas, desde la primera, en la isla de Pharo, en Alejandría, una de las Siete Maravillas del Mundo, que dio nombre a todas las que vinieron detrás. En Galicia sólo hubo un faro durante muchos años, la Torre de Hércules, erigida en tiempos de los romanos y modificada durante siglos hasta su perfil actual, de aire barroco. El Coruña prestó uno de los trofeos Teresa Herrera como recuerdo. También el Celta dejó uno, el  Huérfanos del Mar, que se disputó en los años 40, y cuyos beneficios se destinaban precisamente a los hijos de los marineros muertos. Como curiosidad, en el de 1949 tres jugadores del Coruña vistieron la  camiseta del Celta para una ocasión excepcional. Otra curiosidad: sólo había en Galicia un faro de primera categoría, el de Fisterra. De segunda, el de Cíes, y de tercera sería el de A Guía, y otros. Este último es el segundo más antiguo de Galicia, erigido a mediados del siglo XIX.
En cuanto a la zona expositiva dedicada a los accidentes marítimos, hay una pantalla donde aparecen portadas de diarios -entre ellos éste- y trajes de buzo (históricos y los primeros equipos autónomos), maquetas de los barcos dedicados a las emergencias en el mar y otros elementos relevantes, presididos por la escultura de Leiro sobre voluntarios del "Prestige".