VIGO

Cíes, de récord en agosto, con todos los días reservados

La primera quincena completa el máximo de autorizaciones de visitantes a las islas

Visitantes a Cíes, ayer por la mañana haciendo cola para embarcar.
Visitantes a Cíes, ayer por la mañana haciendo cola para embarcar.
Cíes, de récord en agosto, con todos los días reservados

La nueva fórmula para garantizar el acceso a las Cíes puesta en marcha desde este verano ha permitido reducir de forma visible el número de visitantes a las islas -nada que ver con las imágenes de hace justo un año, con más del doble del aforo máximo- sin que el interés por el Parque Nacional haya descendido. 
Según las cifras que maneja la Consellería de Medio Ambiente, que gestiona el espacio natural, durante este mes se han emitido cada día el máximo de autorizaciones legales para excursiones, 2.000 por jornada, y además unas 400 al día para campistas, por debajo del tope, situado en 800 pero que la instalación de cíes no utiliza para dar mejor servicio. Sigue así, e incluso mejora, la tónica del verano.
En julio, el número de autorizaciones concedidas fueron 55.161 a las que se añaden otras 8.645 para campistas y una cifra todavía por ajustar de otros permisos, como los que se conceden para viajes organizados para colegios y otros colectivos, y los fondeos reglamentarios. Todo ello colocaría en julio por encima de los 70.000 visitantes.  Y en agosto, siempre que el tiempo se mantenga seco, serán otros tantos o incluso un número superior. 
El récord absoluto de visitantes a las Cíes es de 2017, con unos 300.000 turistas (incluidos "ilegales", por encima del cupo), al alargarse la temporada desde Semana Santa hasta octubre. El sistema de autorización prevé un tiempo corto entre la reserva y la compra del billete para evitar distorsiones, como ocurrió en junio pasado. En cuanto a las navieras, este año no ha habido problemas, a la espera de que las sanciones, que rozan en total el millón de euros, se hagan efectivas. Todas están recurridas en la vía contenciosa. Falta la resolución penal, aún en trámite, y una posible multa de Hacienda.