VIGO

La Alameda pierde el ruido del paso de los vehículos

Algunos problemas en el entorno con el cierre de las calles para la eliminación del pavimentado rechazado por los vecinos

La imagen llamativa de la Alameda, sin el empedrado, ya retirado, y las calles cortadas.
La imagen llamativa de la Alameda, sin el empedrado, ya retirado, y las calles cortadas.
La Alameda pierde el ruido del paso de los vehículos

nnn El Concello comenzó a cumplir la sentencia judicial que obliga a la Administración local a cambiar el pavimento del entorno de la Alameda y ayer ya resultaba visible la estampa de la calle García Olloqui levantada por completo. Lo que ha obligado a vetar el paso de vehículos, medida imprescindible que ha provocado problemas de circulación en el entorno de las calles Colón y Concepción Arenal. El presupuesto es de 1,2 millones de euros y el plazo de ejecución de seis meses, que se acortará al máximo. 
Como es conocido la intervención municipal cumple una sentencia de noviembre de 2015 en la que el juez de lo Contencioso estimó la demanda interpuesta por una comunidad de propietarios del entorno de la Alameda en relación con la "inactividad administrativa en materia de contaminación acústica y vibraciones". La sentencia condenó a la Administración local a adoptar medidas a favor de reducir los ruidos sufridos en el interior de las viviendas provenientes del tráfico rodado por debajo de los niveles máximos establecidos en la normativa vigente. El piso con adoquinado provocaba vibraciones. Finalmente se cambiará el pavimento actual por aglomerado, un firme más flexible y que produce menos ruido. La plaza será más permeable con pasos de peatones más anchos, se modificarán los puntos de luz, reubicando las farolas actuales e instalando iluminación embutida tanto en los pavimentos como en los alcorques de los árboles. n