VIGO

Una aplicación móvil ayuda a gestionar la explotación de la navaja en la ría

La Universidad de Vigo y la Consellería de Mar han firmado este lunes un convenio de colaboración para avanzar en la gestión de la explotación de la navaja a través de un método basado en información biológica que, obtenida de forma continua, se recogerá en una aplicación informática.

Una aplicación móvil ayuda a gestionar la explotación de la navaja en la ría



El objetivo de este proyecto, informa la institución académica viguesa en su diario digital, es dar soporte a la gestión de la explotación de la navaja estudiando la heterogeneidad espacial en la reproducción, la distribución del stock y los métodos de análisis y visualización del estado de los bancos sencillos.

Además, la aplicación desarrollada permitirá reducir los periodos de cierre y los descartes de ejemplares.

La investigación, que cuenta con un presupuesto de 166.000 euros y estará vigente hasta el año 2020, estudiará la variabilidad del ciclo reproductivo, talla de la primera puesta y crecimiento de la navaja en la ría viguesa, desde los bancos más interiores como el de Rande hasta los más exteriores, en las islas Cíes.

El rector de la Universidad olívica, Salustiano Mato, ha destacado la importancia del acuerdo porque "permite que el personal científico trabaje de la mano de la administración y acerque sus conocimientos al mundo real".

Ha remarcado el papel que jugarán en este proyecto el Campus del Mar, el Centro Singular de Investigación Marina-Ecimat y el Centro Singular de Investigación en Tecnologías de Telecomunicación atlanTTic, que serán los organismos participantes junto con el Centro de Investigaciones Marinas (Cima) de la Dirección General de Desarrollo Pesquero.

Todos ellos trabajarán en colaboración con las cofradías que están explotando el mencionado marisco bivalvo en la ría de Vigo, y que reúnen 52 embarcaciones y 78 submarinistas.

Los científicos estudiarán la variabilidad temporal y espacial del ciclo reproductivo de la navaja durante dos años en los bancos marisqueros de Barra, Cabo de Mar, Cabanas y Moaña; el estado general del recurso; la talla de primera madurez en un banco externo de la ría de Vigo y la fecundidad del recurso por talla.

La información biológica será recogida por los submarinistas y por las asistencias técnicas de las cofradías, que serán las encargadas de introducir los datos en la aplicación para ofertar conocimiento en tiempo real.

Francisco Javier González, director del Grupo de Tecnologías de la Información, ha detallado que la aplicación permitirá que los mariscadores identifiquen el mejor momento para realizar su labor con una herramienta que podrán usar desde sus teléfonos móviles o sus equipos de sobremesa.

Este proyecto nace de un estudio científico previo desarrollado en la ría de Pontevedra con la colaboración de la cofradía de Bueu.