Alimentos funcionales para estas navidades

¿Qué puedo hacer para evitar las digestiones pesadas y la acidez durante las fiestas?  

Los dulces que se toman antes de las cenas pueden jugar una mala pasada.
Los dulces que se toman antes de las cenas pueden jugar una mala pasada.
Alimentos funcionales para estas navidades

Las digestiones pesadas y el reflujo ácido son problemas muy vinculados y particulares de las celebraciones. Y es que, a menudo, en estas fechas abusamos en comidas y cenas repletas de azúcar, salsas grasas, condimentos, cafeína, alcohol y otros alimentos poco habituales que finalmente agreden al estómago y provocan acidez. Muchas personas (una de cada cinco) sufren de ardor estomacal acompañado de uno o varios de los síntomas comunes de indigestión (mal sabor de boca, náuseas, dolor, etc.).

Cuando este trastorno se produce de forma ocasional y no constituye una gravedad mayor puede ser suficiente con evitar algunas situaciones y aplicar medidas dietéticas para reducir o prevenir sus incómodos síntomas. 


Algunos consejos que ayudan a mantener la calma y controlar los excesos en la dieta en esta época son: 

-Combinar los platos densos en grasa con otros pobres en ella. Si eliges recetas simples con verduras para acompañar fritos puedes mantener a raya el exceso graso que retarda la digestión. En las comidas posteriores a la festiva, organiza las preparaciones con frutas, verduras y pescado al vapor para compensar..
-Tomar raciones más pequeñas y más frecuentes. Esta recomendación es básica, un estómago demasiado lleno ejerce más presión favoreciendo el retroceso de los jugos gástricos hacia el esófago. 
-Comer despacio. Masticar sin prisa cada bocado de alimento evita tragar aire y mejora en gran parte el proceso digestivo.
-Evitar el consumo de alimentos irritantes y de aquello que a priori te sientan pesados. Prescinde del té, café, alcohol y bebidas gaseosas en general, así como de alimentos con picante y hortalizas como el pimiento, la cebolla, el ajo y el tomate. Descartar las bebidas muy dulces y de mayor grado alcohólico es una buena estrategia.
-Comer de 2 a 3 horas antes de acostarse. Este tiempo permite vaciar el contenido gástrico y dormir sin reflujo. 
-Considerar los efectos secundarios de los medicamentos. Algunos fármacos producen ardor de estómago, si es el caso, conviene asegurar con su médico otras alternativas.
-Comer chicle o caramelos masticables (sin azúcar), después de comer. El aumento de la salivación favorece la neutralización ácida. 
-Evitar el tabaco y las prendas de ropa ajustadas a la cintura. El tabaco relaja el esfínter esofágico y la vestimenta ajustada aumenta la presión abdominal. 
-Si la sensación de ardor se mantiene a la hora de dormir, es aconsejable procurar una leve inclinación del torso, esta postura aliviará la presión de reflujo.
Envíe sus dudas a:  
tunutricionista@marisolopez.es