GALICIA

Galicia perdió 6.596 habitantes en 2018

La población de Galicia se redujo en 6.596 personas en 2018 respecto al año anterior. De ellas 3.783 fueron hombres y 2.813 mujeres. Ourense fue la provincia gallega que más habitantes perdió en el último año, algo más de 2.300, lo que supone una reducción del 0,77% de su población. Así se concluye tras la  publicación de datos definitivios pertenecientes al nuevo Padrón.

El territorio de Vigo y provincia de Pontevedra perdieron 959 habitantes.
El territorio de Vigo y provincia de Pontevedra perdieron 959 habitantes.
Galicia perdió 6.596 habitantes en 2018

Con el descenso del 0,24% de la población en Galicia, la comunidad cuenta con unos 2.701.000 millones de habitantes. Más de un millón de ellos (1,1 millones) residen en la provincia de A Coruña, que es de las cuatro la que menos despoblación ha experimentado. Apenas el 0,08%, unas 940 personas. El territorio de Vigo y provincia de Pontevedra perdieron 959 habitantes.

Pese a que en todas las provincias gallegas ha menguado el número de habitantes, no son las que presentan los datos más preocupantes de España. La situación es algo más alarmante en Castilla y León, donde se encuentran las 3 provincias que más han visto disminuir su población a nivel porcentual. Son Zamora (-1,6%), Ávila (-1,3%) y León (1%). Sin embargo, a nivel absoluto han sido Asturias y Jaén donde más ha disminuido el número total de habitantes (alrededor de 6.700 y 5.400 personas respectivamente). Esta reducción del número de habitantes contrasta con el aumento de población del conjunto de España que en 2018 volvió a superar los 46,7 millones de personas.

De hecho, a 1 de enero de 2018, el total de habitantes se situó en 46.722.980, incluyendo tanto el colectivo de nacionales como el de extranjeros. Aunque sólo aumentó en un 0,32% el último año (unas 150.000 personas), el registro del año 2018 ha supuesto la confirmación de la inversión de la tendencia bajista en cuanto a número de habitantes en España, que de este modo, vuelve a niveles de 2009, tras enlazar años de descenso y estancamiento desde 2012.