ECONOMÍA

Las protestas por la sentencia hipotecaria salen a las calles

Las movilizaciones ciudadanas exigen la dimisión del presidente del Supremo Carlos Lesmes 

Una de las manifestantes ayer ante la sede del Tribunal Supremo protesta contra los jueces.
Una de las manifestantes ayer ante la sede del Tribunal Supremo protesta contra los jueces.
Las protestas por la sentencia hipotecaria salen a las calles

n n n  Capitales de provincia y ciudades de toda España celebraron ayer concentraciones, caceroladas y otros actos de protesta ante sedes judiciales y en plazas céntricas contra la sentencia del Tribunal Supremo que establece que los hipotecados paguen el impuesto de actos jurídicos documentados.
Las protestas, que en algún caso han exigido la dimisión del presidente del Supremo, Carlos Lesmes, y del presidente de la Sala Tercera de lo Contencioso-Administrativo, Luis Díez-Picazo, se desarrollaron el mismo día en que centenares de personas se han reunido ante la sede del Alto Tribunal en Madrid para reclamar una ley que obligue a los bancos a devolver el gasto en los impuestos ligados a la concesión de hipotecas.  Las movilizaciones en las ciudades eran convocadas por Unidos Podemos e IU, así como por otras organizaciones políticas, sindicales, sociales y de consumidores.
Más allá de Madrid, una de las más multitudinarias tenía lugar en Sevilla, donde casi un millar de personas se concentraron frente a los juzgados en un acto en el que la secretaria general de CCOO en Andalucía, Nuria López, ha instado al Gobierno a cambiar la ley hipotecaria para que los trabajadores dejen de pagar "los platos rotos de las políticas de austeridad y los desmanes de la banca”.
En las ocho capitales andaluzas se han desarrollado sin incidentes las concentraciones, con una participación de varios centenares de personas en cada una de las convocatorias. 

“gana la banca"
En Pamplona, frente al Palacio de Justicia, medio centenar de manifestantes han desplegado pancartas en las que se leía: "Gana la banca, pierden las personas", "Vergüenza suprema" y "El próximo desahucio, que sea en el Supremo".
Un grupo que superaba las cien personas se han manifestado a las puertas del Tribunal Superior de Justicia de Baleares en Palma, mientras que en Asturias ha habido concentraciones en Oviedo y en Gijón, con cientos de personas para pedir "una justicia independiente".
En Zamora, la protesta ha tomado forma de cacerolada frente al Palacio de Justicia de la ciudad, adonde han acudido unas cincuenta personas convocadas por la Plataforma de Afectados por la Hipoteca y el colectivo Stop Desahucios.
Alrededor de un centenar de personas se han concentrado además en la Plaza del Ayuntamiento de Santander para protestar contra una fallo que la Plataforma de Afectados por la Hipotecas en Cantabria ha calificado de "cacicada". Algo más de dos centenares de personas se han concentrado por su parte en Zaragoza frente a la sede del Tribunal Superior de Justicia de Aragón para expresar su indignación por lo que consideran una sumisión de los poderes judiciales frente a la banca.
A las puertas de los Juzgados de Toledo, al igual que en otras muchas ciudades, han protestado contra la sentencia del Tribunal Supremo ciudadanos que han coreado proclamas como "Gobierno corrupción, banco ladrón", "La PAH tiene soluciones, los jueces decisiones" o "Basta ya de tanto abuso, en la PAH os vamos a parar".n