MAR

El pesquero apresado en Argentina asegura que faenaba legalmente

El buque, de la armadora marinense Pesmar, se enfrenta a una multa administrativa de 500.000 dólares

La Prefectura Naval Argentina arrestó el domingo al pesquero gallego "Playa Pesmar Uno" y lo llevó hasta el puerto de Comodoro.
La Prefectura Naval Argentina arrestó el domingo al pesquero gallego "Playa Pesmar Uno" y lo llevó hasta el puerto de Comodoro.
El pesquero apresado en Argentina asegura que faenaba legalmente

 El buque pesquero "Playa Pesmar Uno" de la armadora de Marín Pesquerías Marinenses -asociada a la Cooperativa de Armadores de Vigo- fue detenido ayer por las autoridades de Argentina por un presunto delito de pesca ilegal. La armadora se defiende asegurando que faenó en todo momento en aguas internacionales. El buque quedará retenido hasta que se pague lo establecido.
El pesquero faenaba en la conocida como milla 201. Las primeras 200 millas desde costa corresponden a la Zona Económica Exclusiva. A partir de ahí, se consideran aguas internacionales. La armadora deberá probar que capturó pescado solo en aguas internacionales y en las argentinas.
El Gobierno argentino iniciará un sumario administrativo a la empresa del pesquero gallego capturado este domingo por faenar ilegalmente en aguas del país austral para el pago de una multa que podrá oscilar entre los 5 y 10 millones de pesos, equivalentes a entre 256.703 y 513.406 dólares.
Javier Touza, presidente de ARVI, señala que la empresa propietaria del barco es "histórica", con su puerto base en Marín y su flota está integrada en ARVI, en donde "lleva más de 30 años".
En lo tocante a los 34 tripulantes que lleva a bordo, la empresa le ha señalado que "se encuentran en buen estado", "más allá de la inquietud e incertidumbre", y que "la mayoría" son gallegos, incluido el capitán. Navegan escoltados por autoridades argentinas para tomar tierra en la región de Comodoro Rivadavia.
Por su parte, el presidente de ARVI señala que "debe primar siempre la presunción de inocencia", pues "serán las autoridades judiciales las que tengan que determinar las responsabilidades".
La Asociación Española de Titulados Náutico Pesquera (Aetinape) informó ayer en un comunicado, en el que apunta que "el buque pesca en Malvinas, pero descarga en Uruguay, por lo que es normal que se aborde la ruta del traslado en línea recta sobre aguas argentinas".
Sobre esta actuación, Aetinape acusó a Argentina de "volver a usar a un barco español como rehén para mejorar la imagen interna de su gobierno". Por ello, considera que la UE "debería utilizar su fuerza financiera para obligar" al país austral a "mitigar sus acciones populistas" contra embarcaciones que "pescan legalmente en el Atlántico Sur".
Una vez localizado el pasado domingo el barco, que cuenta con 34 tripulantes a bordo y tiene más de 63 metros de largo y 12,50 de ancho, la tripulación del guardacostas GC 27 Fique, de la PNA, se comunicó por radio con el capitán del pesquero para que detuviera su marcha, acorde a normas internacionales. Según destacó la Prefectura, el capitán del buque acató la orden de detener la navegación y no levantar la red de pesca que tenía desplegada en el mar, mientras el guardacostas se acercaba al pesquero.
Seguidamente, miembros de la PNA abordaron el pesquero junto a personal de la Agrupación Albatros y un inspector de la Dirección Nacional de Pesca.
La inspección determinó que en el buque había más de 320.000 kilos de pescado procesado.
Este lunes, el capitán del pesquero sostuvo que en todo momento estuvieron en aguas internacionales y apeló a la presunción de inocencia.
Entretanto, el Gobierno de Mariano Rajoy adelantó que está "pidiendo aclaraciones" sobre la ubicación y trayectoria del barco, para poder dilucidar sobre las razones de su detención y pronunciarse al respecto, manifestó hoy el secretario general de Pesca, Alberto López-Asenjo. El Ministerio de Exteriores informó ayer de que se ofrecerá la asistencia consular necesaria a la tripulación del barco, mientras se mantiene contacto con las autoridades del país sudamericano, a través de la Prefectura Naval de Argentina.
El buque llegó en la noche de ayer al puerto de Comodoro Rivadavia.