MAR

Galicia se prepara para evitar desastres con los quimiqueros

Intecmar y Cetmar colaboran en el Plan Cangal para evitar catástrofes medioambientales

Barcos de marisqueo a flote en la Ría de Vigo, actividad que se vio afectada por el Prestige.
Barcos de marisqueo a flote en la Ría de Vigo, actividad que se vio afectada por el Prestige.
Galicia se prepara para evitar desastres con los quimiqueros

n n n El desastre del petrolero "Prestige" dejó huella en Galicia. Se puso en evidencia la capacidad de las administraciones para responder ante lo que fue una catástrofe medioambiental cuyos efectos se prolongaron durante más de dos años no solo en la costa gallega, sino también en Francia o Bélgica.
Para evitarlo, la Consellería do Mar, a través del Intecmar y el Cetmar, activó en 2012 el Plan Camgal. Este es un protocolo autonómico de reacción ante una situación de contaminación marina.
Garviñe Ayenza, jefa de la unidad de documentación y apoyo científico del Intecmar, es la responsable de actualizar este plan. Su unidad de trabajo está activa todo el año, haya o no incidentes.
Su equipo tiene un trabajo continuo en el que recoge información de utilidad creada en cualquier país sobre la lucha contra la contaminación, y la estudia y adapta para el contexto de Galicia.
Este es el proyecto que llevan ahora a cabo para evitar desastres ambietnales con quimiqueros. "El 14% de los buques que pasan por Galicia llevan sustancias químicas peligrosas, y cada una provoca problemas diferentes". Reconoce que en este campo todavía queda "mucho recorrido", pero el trabajo de la unidad es continuo.
Ayenza explica, por otro lado, que el plan Camgal actualmente tiene acotados los procedimientos en caso de un incidente con hidrocarburos, como el Prestige. Entre otros mecanismos que se activan, "los buques más cercanos a la tragedia son los primeros en acudir a la zona", indiferentemente de a qué administración pertenezca, y se "ha dotado de un mayor número de barreras de contención y otras herramientas" técnicas para la eliminación del vertido.
Pero también se ha mejorado en los modelos predictivos, que permiten conocer hacia dónde se van a desplazar los vertidos cuando se producen, lo que permite acelerar el proceso de control de la sustancia contaminante y evitar así la tristemente famosa marea negra que asoló Galicia en el año 2002.
Otro éxito ha sido la creación de planes municipales que permiten concienciar a la ciudadanía o activar protocolos de emergencia en los municipios gallegos.n