ECONOMÍA

Camioneros vigueses se unen contra el nuevo impuesto guipuzcoano

Asetranspo califica de "atropello" los diez euros que se cobrará por usar una vía nacional

El transporte vigués mantiene activas varias protestas por el uso de los viales del Estado.
El transporte vigués mantiene activas varias protestas por el uso de los viales del Estado.
Camioneros vigueses se unen contra el nuevo impuesto guipuzcoano

n n nLos camioneros que operan en Vigo y la provincia secundarán del 2 al 5 de enero el paro convocado a nivel estatal contra el impuesto que la Diputación de Guipúzcoa quiere cobrar a los transportistas por usar la carretera nacional N-1.
"Es un atropello más", resume el presidente de la Asociación Empresarios Transporte Discrecional de Mercancías de Pontevedra (Asetranspo), Ramón Alonso. Este explica que los camioneros que empleen esta vía tendrán que abonar "diez euros por el trayecto de ida y vuelta", con los costes añadidos que esto supone para el precio del transporte. Para Ramón Alonso, esta jugada es similar "a la que se hizo en Portugal con las autovías" con la diferencia de que en el caso del País Vasco se trata de una nacional.
Por esta vía se calcula que transitan más de 6.000 camiones de larga distancia al ser la N1 una de las principales conexiones de España con el resto de Europa.
El paro que comenzará el 2 de enero consistirá en que los camiones no transiten por ninguna de las carreteras de esta provincia vasca además de no aceptar cargas o descargas de mercancías.
Por otra parte, se espera que en las próximas semanas el Tribunal Superior de Justicia del País Vasco resuelva el recurso judicial interpuesto en su día por las organizaciones nacionales de transportistas en contra de la aplicación del nuevo peaje para camiones sobre la N-1, "al entender que dicha medida vulnera manifiestamente las directivas europeas sobre tarificación de infraestructuras, en especial, en lo referente a su carácter discriminatorio en función del trayecto a realizar, así como por el importe absolutamente desproporcionado de los peajes establecidos, llegando a duplicar el coste medio del peaje para camiones en las autopistas de peaje en España, que se sitúa en los 0'18 euros, con el agravante de que la N-1 se trata de una vía convencional carente de los elementos técnicos y de trazado propios de una autopista de peaje", explican desde la Federación Nacional de Asociaciones de Transporte.
El transporte de Vigo y la provincia está inmerso en varias reclamaciones en los últimos años. Por un lado, la subida de las tarifas en los peajes en AP-9, la eliminación del pago en la autopista en el tramo a Redondela o la construcción de una ciudad del transporte que permita a los transportistas dejar sus camiones con seguridad.n