SEGUNDA DIVISIÓN B

Un derbi para disfrutar

Juampa y Solís se enfrentan el domingo en el Coruxo-Celta B tras superar graves lesiones

Alberto Solís, del Celta B,
Alberto Solís, del Celta B,
Un derbi para disfrutar

Ambos sufrieron la temporada pasada graves lesiones de rodilla que les obligaron a pasar muchos meses de rehabilitación en solitario, pero los dos han regresado a los terrenos de juego con más ganas que nunca y este domingo se verán las caras en el campo de O Vao. Juampa Barros (Buenos Aires, 1994), atacante del Coruxo, y Alberto Solís (Tomares, Sevilla, 1998), centrocampista del Celta B, prevén un derbi muy disputado, pero sobre todo saben que saborearán cada minuto que pasen sobre el césped.
Después de seis meses en el dique seco, Juampa disputó el pasado fin de semana su primer partido como titular en el encuentro que el Coruxo empató en el campo del Internacional (1-1). Antes, ya había disfrutado de unos minutos en otro encuentro liguero, saliendo desde el banquillo. "Me encontré bien, tenía mucha ilusión. Hacía muchos años que no sentía eso al salir a un partido, parecía que estaba en alevines por las ganas que tenía de jugar, así que estoy muy contento", explica el jugador del Coruxo, que asegura que la lesión "está totalmente olvidada y espero no volver a tener otra".
Alberto Solís todavía no ha sido titular en los tres partidos de liga que se llevan disputados, pero sí ha disfrutado de minutos en dos de ellos. "Me siento como un niño que ha vuelto a nacer en el aspecto futbolístico. Afortunadamente ya ha pasado un tiempo, he hecho una buena pretemporada y el inicio de Liga también ha sido bueno. Gracias a dios se quedó en el olvido y estoy disfrutando muchísimo ahora de todo lo que no pude disfrutar esos meses atrás", indica.
Tanto el Coruxo como el Celta B han empezado con buen pie la temporada. El equipo de los hermanos Montes suma cinco puntos, fruto de dos empates y una victoria, y todavía está invicto, mientras que el filial celeste marcha tercero en la tabla con seis puntos, a pesar del tropiezo del pasado fin de semana en Barreiro ante el Sanse (0-2).
"Afrontamos el derbi con mucha ilusión. Hemos arrancado bien, aún no conocemos la derrota y creo que las sensaciones son buenas. Entonces para nosotros es un derbi apasionante y aunque el Celta B sea un gran equipo, tenemos muchas ganas de conseguir los tres puntos", señala Juampa, que considera que no existe un favorito claro en este encuentro: "Los dos equipos llegamos en un buen momento, uno con cinco puntos, el otro con seis, y las sensaciones, tanto las nuestras como las suyas, son positivas, entonces creo que no hay favorito".
Algo parecido opina Solís, que apunta que "llegamos con bastantes ganas y con la intención de resarcirnos después de la derrota del otro día. Además, es un partido especial porque es un derbi de la ciudad de Vigo y tenemos ganas de llevarnos los tres puntos y de dar una buena imagen".
El céltico agrega que "estamos todavía en el inicio de la Liga, así que yo creo que no puede haber favoritos, ni ellos ni nosotros. Es verdad que ellos juegan en casa y tienen el factor campo a su favor, pero al ser todavía el cuarto partido de la temporada no veo que haya favoritos. Diría que está al cincuenta por ciento".
Para Juampa, "los dos equipos van a querer tener la pelota y va a ser un partido bonito porque a los dos nos gusta jugar al fútbol. A los dos entrenadores les gusta tener la posesión y yo creo que el que tenga más eficacia a la hora de marcar se va a llevar el partido". Por su parte, Solís resalta que "todos sabemos que O Vao es un campo de dimensiones reducidas, que la afición aprieta bastante, así que será un partido de mucha disputa en el centro del campo y que se decidirá por alguna acción puntual". n