BALONMANO DIVISIÓN DE HONOR

El técnico Abel Estévez presidirá el Porriño los próximos cuatro años

Asume el cargo tras no presentarse más candidaturas y seguirá llevando el equipo femenino

Abel Estévez limitará ahora su labor técnica al primer equipo femenino de la entidad.
Abel Estévez limitará ahora su labor técnica al primer equipo femenino de la entidad.
El técnico Abel Estévez presidirá el Porriño los próximos cuatro años

Fue salir de la asamblea e irse a entrenar. Como siempre. Pero no era como siempre. Porque Abel Estévez (Mos, 1978) asumió ayer el cargo de presidente del Club Balonmano Porriño al ser el único candidato que se presentó a una asamblea a la que acudieron medio centenar de socios. Al no haber más pretendientes para el puesto, no se convocaron elecciones y sobre la marcha se procedió al traspaso de poderes entre el presidente saliente, Fernando Godoy, y el nuevo para los próximos cuatro años.
Tres décadas después de su llegada al club como jugador, Estévez asume el reto de ser la cara visible del club de su vida. Eso sí, sin abandonar su labor técnica al frente del primer equipo femenino de la entidad, que cumple su sexta temporada en División de Honor, aunque tendrá que dejar la coordinación del resto de categorías, labor que en el apartado femenino ejercerá Gerardo Carrera y para la que busca concretar una persona para los equipos masculinos. Precisamente, esta semana el primer equipo masculino juega en su pabellón la fase de ascenso a División de Plata.
El nuevo presidente porriñés asume el cargo "con ilusión y ganas de que la gente se una. Intentaré cambiar algunas cosas para lograr la implicación de más y más personas en el proyecto". Estévez es muy consciente de que para mantener con la actual salud a la parte deportiva o mejorarla "es fundamental la captación de más recursos". De hecho, ya trabaja en este sentido con contactos iniciales, aunque "lo primero será cerrar la planificación deportiva, que ya está prácticamente hecha".
La filosofía no variará en un club en el que Estévez ya era pieza fundamental. "Apostaremos por gente gallega y joven", con un mayor ímpetu en la categoría femenina porque "es indudable que nuestro escaparate es el equipo sénior femenino". A él dedicará su sabiduría como técnico.
En este sentido, se espera la continuidad de la mayor parte de la actual plantilla, con bajas ya confirmadas como las de las mexicanas Itzel Aguirre y Selene Cifuentes. El resto de jugadoras ya saben cuál es el deseo y el proyecto de Abel, del presidente del Porriño.n