DAVID COSTAS. CENTRAL DEL CELTA

"Quiero quedarme pero si tengo que salir, ya son muchos años cedido"

El canterano siente que con Juan Carlos Unzué tiene opciones de pelear por un puesto pese a haber cinco centrales

David Costas posa en las instalaciones deportivas de A Madroa.
David Costas posa en las instalaciones deportivas de A Madroa.
"Quiero quedarme pero si tengo que salir, ya son muchos años cedido"

Hace cuatro veranos, con Juan Carlos Unzué recién aterrizado en Vigo como segundo de Luis Enrique Martínez, David Costas (Vigo, 1995) se convirtió en la gran novedad de la pretemporada, aterrizando en el primer equipo con 18 años. Cuatro veranos después, el canterano acumula dos cesiones –Mallorca y Oviedo– en las dos últimas campañas y quiere pelear por quedarse en Vigo para jugar. Y si no es así, considera que tal vez otra cesión más sería demasiado, aunque tiene contrato hasta 2019.

Quinta pretemporada con el primer equipo del Celta. ¿La afronta como las anteriores o de manera distinta?
En los tres últimos años no he tenido muchas opciones  de entrar en la plantilla. Pero esta temporada ha llegado un nuevo entrenador, con lo que todos partimos de cero y voy a aprovechar la pretemporada para convencer al míster de quedarme aquí.

Es decir, que sí que es diferente.
Sí. Es un entrenador nuevo, que viene con la idea de dar una oportunidad a todo el mundo y voy a intentarlo.

¿Y el primer contacto con Juan Carlos Unzué cómo ha sido? ¿Ya le ha dicho algo?
Bueno, ya nos conocíamos de antes. Es una grandísima persona, un buen entrenador y vamos a esperar a ver si nos da esas oportunidades e intentar aprovecharlas.

O sea, que no le ha dicho nada todavía sobre lo que piensa acerca de su futuro.
Llevamos cuatro días solo y la verdad es que por ahora no hemos hablado mucho. Pero creo que va a contar con todo el mundo y que nos dará oportunidades. Lo que tenemos que hacer los jugadores es aprovecharlas y demostrarle que nos podemos quedar aquí.

¿Se siente más maduro y más futbolista tras las dos últimas cesiones en Mallorca y Oviedo?
Sí. Está claro que cuando un jugador sale para jugar y para tener minutos crece y mejora. Las cesiones en Mallorca y Oviedo me han servido para eso y ahora creo que puedo tener hueco en la plantilla para quedarme aquí.

¿Le ha faltado en Vigo el apoyo que sí ha tenido en sus dos cesiones?
Sí. La confianza del entrenador, está claro. Eso a cualquier jugador lo hace mejor y en los tres años anteriores aquí no la he tenido en ningún momento y no he podido demostrar al entrenador para que confiara en mí. Eso al final hace que pienses muchas cosas y no ayuda.

¿Es eso lo que ha faltado para que aquí no hayamos llegado a ver el David que sí han  visto en Oviedo y en Mallorca?
Un jugador con la falta de oportunidades que yo tenía, porque casi no tuve, es difícil verlo. Pero eso es pasado ya. Vamos a pensar en este nuevo entrenador, en esta nueva temporada, olvidarnos de lo anterior y tirar para delante.

¿Su único planteamiento, entonces, a día de hoy es quedarse?  
Sí. Yo me quiero quedar, quiero convencer al míster, quiero jugar, sobre todo, y aportar al equipo.

Porque intereses de otros clubes habrá.
Sí, bueno. La verdad es que yo ahora mismo soy ajeno a todo eso. Lo lleva mi representante. Yo quiero centrarme en quedarme aquí, en hacer las cosas bien, en hacer una buena pretemporada y luego ya veremos qué decide el míster.

Lo que pasa es que hay muchos centrales en la plantilla, ¿no?
Sí, somos muchos, la verdad que sí. Pero todos partimos de cero, el entrenador es nuevo y, aunque a algunos ya nos conozca de su otra etapa aquí, viene con otra idea y pasaron muchos años. Creo que querrá ver a todos un poco y luego ya decidirá.

¿Usted se siente al nivel del resto de centrales?
Sí. Puedo estar al mismo nivel de todos. Con oportunidades y minutos soy un buen jugador y puedo aportar cosas aquí.

Si la pretemporada no sale tan bien como desea y hay que buscar otro equipo, ¿se plantea una cesión o pensaría en un traspaso?
Bueno, eso no me lo he planteado por ahora pero yo creo que otra cesión más… Ya son muchos años cedido. No sé qué pensará el club, cómo sería esa posible cesión. No sé.

Acaba contrato en 2019, ¿tampoco se le ha planteado desde el club una posible renovación?
No, por ahora no hemos hablado.

En lo colectivo, ¿cómo ve al equipo en este arranque de pretemporada? Dicen sus compañeros que hay que cambiar un poco el chip al pasar de Berizzo a Unzué.
Sí, este técnico es todo lo contrario al Toto. Sí que hay detalles similares, pero la pretemporada está yendo por otro tipo de camino, que es todo balón y correr a partir de él. A mí me gusta mucho el tipo de trabajo que estamos haciendo y habrá que adaptarse cuanto antes a lo que Juan Carlos quiere para que nos salgan las cosas bien.

Y tras una temporada tan intensa como la pasada, ¿cómo se plantea ésta ya sin competición  europea?
Es una temporada en la que hay que pelear por lo máximo, no ponerse metas e ir a por todas. Una temporada en la que conectar con la gente, hacer las cosas bien y por qué no, meternos en Europa.

¿Tiene que ser ese el objetivo aunque nadie lo quiere decir con todas las letras?
Bueno, objetivo… Primero vamos a ver cómo empiezan las cosas, cómo salen. Es un cambio muy grande de tipo de entrenador, el equipo se está construyendo poco a poco y a ver qué pasa.

A nivel personal,  el hecho de estar en casa supongo que gusta.
Sí, claro. Mi idea siempre es quedarme aquí, con mi familia y mis amigos, en un club como el Celta y en Primera División. Un club grande en Primera. Por eso la idea es quedarme aquí y poder disfrutar de mi familia y del fútbol aquí en Vigo. Pero bueno, ya veremos qué sucede en la pretemporada.

¿Le dio rabia ver desde lejos el último Europeo sub-21, pensó que podía haber estado ahí?
Bueno. Creo que sí. Por edad y por haber sido internacional ya tenía opciones de haber ido, pero al final el seleccionador decidió no contar conmigo. Te quedas con le pena de no haber podido disfrutar de un Europeo y de haber jugado con esos grandísimos futbolistas.n