CELTA

Iago merece cuidado

El moañés reduce el entrenamiento por unas molestias leves y Wass y Fontás mejoran

Iago Aspas acabó derrengado el partido del pasado lunes ante la UD Las Palmas.
Iago Aspas acabó derrengado el partido del pasado lunes ante la UD Las Palmas.
Iago merece cuidado

No hay alarma. Sólo hay cuidado. Iago Aspas ha reducido las dos últimas sesiones de trabajo por consejo médico y técnico para impedir que las ligeras molestias, fruto del cansancio, que siente vayan a más. Es una medida prevista para situaciones como la del moañés, en el afán del cuerpo técnico de individualizar y cuidar en lo posible los esfuerzos de todos los futbolistas, especialmente de los más utilizados. Y el pichichi es, sin duda, uno de ellos.
Lo sucedido con Daniel Wass el pasado lunes, cuando una lumbalgia de última hora obligó a dejarlo fuera de la convocatoria para el encuentro ante la Unión Deportiva Las Palmas, viene a confirmar la necesidad de este tipo de planes de trabajo individuales. De hecho, se espera que Aspas se incorpore al grupo con normalidad bien en la sesión de hoy, bien en la de mañana. En todo caso, con tiempo suficiente para trabajar con el equipo los aspectos tácticos más relevantes de cara al choque del domingo en el Wanda Metropolitano ante el Atlético de Madrid.
Hasta la fecha, Aspas ha disputado la práctica totalidad de los minutos en Liga, con la única salvedad de un minuto en la jornada 11 ante el Athletic, cuando fue sustituido en el minuto 89, y del encuentro completo ante el Villarreal  de la jornada 16, que se perdió por sanción. Desde aquel 17 de diciembre, el moañés ha estado siempre en el campo en Liga y también juegó entera la ida copera ante el Barça y la primera parte de la vuelta.
Además de esa retirada antes de tiempo de Aspas, la sesión matinal de ayer en A Madroa dejó la buena noticia de ver muy recuperado de su lumbalgia a Daniel Wass. El danés, con todo, sigue figurando en el parte médico remitido por el club –en el que no está Aspas, por cierto–, aunque todo indica que recibirá el alta en breve y que podrá jugar sin problemas ante el Atlético.
No parece tan recuperado Andreu Fontás, que sigue con sus molestias en la planta de un pie, aunque el cuerpo médico sí espera que se reincorpore al grupo estos días. Ayer, siguió aparte.n