CELTA

El hincapié en la defensa

La semana sirvió para incidir en conceptos defensivos y el equipo descansará hasta el lunes

David Juncá, durante el entrenamiento matinal de ayer en las instalaciones de A Madroa.
David Juncá, durante el entrenamiento matinal de ayer en las instalaciones de A Madroa.
El hincapié en la defensa

Es la reconocida obsesión: la defensa. No centrada en la última línea, sino en el trabajo colectivo. Y, pese a la ausencia de los internacionales y del propio Antonio Mohamed –primero por el curso en Las Rozas y después por un problema personal–, los dos últimos días de trabajo de esta semana se han centrado en reforzar conceptos en este sentido.
David Juncá, titular en los dos últimos partidos a domicilio –la derrota en Sevilla y el empate en Valencia–, desvela el día a día de esta semana, que se cerró ayer. "Faltan muchos compañeros pero estamos entrenando con Gustavo Lema –el segundo– y con los 'profes' -los preparadores físicos Claudio Kenny y Hernan Petti– duro. Está siendo duro y metiendo bastante caña", comentó ayer. Y más allá de lo físico, en lo táctico "nos están machacando y haciendo hincapié en la defensa, en las vueltas. No sólo la línea defensiva, sino partiendo de ella y llegando a pivotes, extremos...".
El exjugador del Eibar considera normal que al equipo le esté llevando un tiempo asimilar esos conceptos defensivos. "Al final, somos un equipo diferente, con nuevo entrenador. Sí que es verdad que desde el primer día se puso hincapié en la defensa. En los últimos partidos estamos marcando y donde fallamos, entre comillas, es en que nos están marcando bastantes goles y fáciles", reconoce el lateral izquierdo.
En lo personal, Juncá afirma que le es indiferente que el técnico apueste por una defensa de cinco que por una de cuatro, ya que "me siento cómodo en los dos sitios. Es verdad que de carrilero, el equipo no está tan acostumbrado a jugar con cinco, dado que el año pasado jugaba con cuatro, y que sólo llevamos tres meses con ese sistema y no jugando siempre así".  Y reconoce que a esos hombres de banda "a veces nos cuesta un poco llegar arriba".
El catalán asume que cuando se encajan goles "somos los defensas y el portero los que salimos señalados. Pero poniendo todos de nuestra parte, tanto arriba, como en medio y atrás, y con un poco más de concentración en los pequeños detalles por los que nos meten los goles, vamos a solucionar esta cuestión". E insiste en que "pequeños fallos de concentración en momentos puntuales nos fastidian. Poner cada uno un poco más de concentración es la solución".
Tras cuatro días de entrenamiento, la plantilla comenzó ayer un descanso hasta la tarde del lunes (17:00). Dará tiempo a otras cuatro sesiones, con ausencia en varias de ellas de los internacionales, antes de afrontar el partido del viernes en Balaídos con el Alavés. Allí, Juncá desea un buen resultado ante el celtismo: "Entendemos que estén un poco mosqueados, tal y como han ido los últimos partidos en casa".n