FÚTBOL

El Coruxo quiere hacer bueno el dicho de no hay dos sin tres

Los vigueses encadenan dos triunfos y reciben a la Ponferradina (O Vao, 19:00, G2)

Imagen del entrenamiento matinal de ayer.
Imagen del entrenamiento matinal de ayer.
El Coruxo quiere hacer bueno el dicho de no hay dos sin tres

Oportunidad para el Coruxo de enlazar tres triunfos consecutivos, lo que no sucedía desde las jornadas doce a catorce de la temporada pasada, en noviembre de 2016, cuando aniquiló a Mutilvera (3-1), Racing (0-1) y Palencia (1-0) hasta que el Celta B cortó por la mínima la racha de los de O Vao. Ahora, el equipo de Rafa Sáez llega a este choque ante la Ponferradina (O Vao, 19:00 horas, Fernández Huergo) recuperado de las dos primeras derrotas, de las que no le han quedado cicatrices vistos los últimos marcadores ante Rayo Majadahonda (1-2) y Valladolid B (1-0). El técnico de los vigueses mantiene la misma convocatoria que una semana atrás a excepción del guardameta Sergio, relevado por Álex Taboada.
El rival ya sabe lo que es medirse, y ganar a un equipo vigués en estos primeros pasos de la temporada: tumbó al pujante Rápido de Bouzas (2-0) en eliminatoria copera a partido único en El Toralín con tantos de Álvaro Moreno y Ríos Reina, en la convocatoria para O Vao. Los de Carlos Terrazas empezaron mal en la competición regular pero en el torneo del KO ya van por la tercera ronda y cuentan con un futbolista extranjero por línea: el meta rumano Dinu Moldovan, el nigeriano Yac en la zaga, el luso Caiado en la media y Yuri, de buenos recuerdos en Pasarón y el Pontevedra, en la punta. Mucho nombre de rendimiento.
"Es un equipo que incluyo para estar en la parte alta de la tabla", sostenía ayer Rafa Sáez. Y tanto. La diferencia en la clasificación es mínima a favor de los verdes (6 puntos frente a 5), que quieren hacer valer las dimensiones de O Vao (100x68) frente al inmenso Toralín (105x70). "Es importante abrir el campo para conseguir espacios", apuntaba Mateo Míguez ayer. El exjugador de la Ponferradina, porque en un terreno de juego pequeño, "estos son partidos de ida y vuelta". El jugador recuerda que vivió "dos años muy buenos en lo colectivo en Ponferrada". n